Archivos diarios: 17 mayo 2013

Foto de la semana: ¡Gane un viaje a Costa Rica!

 

Volcán Arenal, Costa Rica. Crédito de foto: Charlie Watson.

Volcán Arenal, Costa Rica. Crédito de foto: Charlie Watson.

¿Le  gustaría visitar algunas de las ecoatracciones más famosas de Costa Rica? El concurso anual de Rainforest Alliance “Fotografiemos nuestro planeta” le da la oportunidad de ganar un viaje para dos a este país y visitar el volcán Arenal, el famoso bosque nuboso de Monteverde y las hermosas playas de Manuel Antonio.

Busque entre sus fotografías de viajes y envíe las mejores bajo alguna de estas categorías: destinos icónicos, bosques, agua, vida silvestre, gente y cultura, y turismo de aventura.

No se pierda la oportunidad de visitar Costa Rica y disfrutar de sus bosques, bellas lagunas, aguas termales, impresionantes acantilados y paradisiacas playas de arena blanca. Para enviar sus fotos u obtener más información, visite la página del concurso en el sitio de Rainforest Alliance.  Las fotos deben enviarse antes del 30 de junio, ¡empiece ya a buscar entre sus archivos!

*Nota: En este concurso solo pueden participar ciudadanos o residentes legales de los Estados Unidos de América.

Anuncios

Las imponentes haciendas de México

Hacienda Puerta Campeche, México

Hacienda Puerta Campeche, México.

Hay muchas razones para visitar México: sus hermosas playas de arena blanca y aguas turquesa en el Caribe; en la otra costa, el Pacífico que se engalana cada año con la impresionante ballena gris; sus imponentes montañas recubiertas de bosques verdes y ricos en biodiversidad; el legado azteca y maya que vive en sus maravillosas ruinas arqueológicas; su exquisita gastronomía, sus hermosas ciudades coloniales y sus majestuosas haciendas, las cuales han ganado mucha fama entre los turistas.

Las haciendas proliferaron en México a partir del siglo XVII, principalmente en el este y sureste del país: Jalisco, Yucatán, Hidalgo, Campeche, Puebla y Tlaxcala. Nacieron como unidades productivas en medio de zonas ricas en recursos naturales, con suficiente mano de obra disponible y que representaban puntos estratégicos para los mercados locales y regionales. Estas grandes casonas tuvieron un rol clave en la historia y la economía de México durante la colonización española ya que en ellas se gestó la agroindustria. Algunas se especializaron en la producción ganadera, de azúcar, cacao, café,  granos y agave, entre otros.

Cultivo de agave. Hacienda Temozón, México.

A pesar del paso de tantos años, más de cien haciendas permanecen vivan en estas regiones y muchas incluso mantienen sus actividades agropecuarias, encanto y las tradiciones de la vida rural mexicana. Recientemente, con el fin de aprovechar su riqueza natural, histórica y cultural, muchos propietarios de estas típicas y antiguas construcciones han optado por rehabilitarlas y convertirlas en hoteles de lujo.

Las haciendas han abierto sus puertas a los turistas interesados en el turismo rural, la historia y en deleitarse de con la espléndida arquitectura colonial. Al llegar a una hacienda, el visitante es recibido por una casona de amplios jardines y terrazas, piscinas, fuentes de cantera, capillas y monasterios y una encantadora decoración con detalles antiguos. Todos sus rincones están llenos del pasado y de historias impresionantes. Si se busca cuidadosamente, es incluso posible hospedarse en casas donde durmieron importantes conquistadores y figuras públicas de la época, como Hernán Cortés, el emperador Maximiliano, el General Santa Ana, Pancho Villa y Emiliano Zapata.

La experiencia de hospedarse en una hacienda incluye una gran variedad de actividades de entretenimiento relacionadas con la vida campesina: cabalgatas de varias horas de una hacienda a otra, visitar plazas de toros e icónicas iglesias locales,  practicar el arreo de ganado, ordeñar  bovinos, tomar clases del famoso deporte charro o de enlazar caballos y, por supuesto, degustar la comida típica rural mexicana.

Pero también hay opciones para los turistas aventureros y quienes buscan mantener algo del confort y facilidades de la vida moderna. En las zonas aledañas a muchas haciendas se pueden hacer recorridos en bicicleta y cuadraciclos, practicar deportes de aventura como rapel, tirolesa, o simplemente relajarse en modernos spa que incluyen servicios tradicionales como los baños de temascal.

Hacienda Uayamón, México.

Hacienda Uayamón, México.

Además, muchas se ubican cerca de sitios precolombinos y comunidades indígenas donde puede apreciarse otro rico legado histórico, arquitectónico y cultural de México.

Con oportunidades tan variadas, no hay duda del porqué los turistas están volviendo sus ojos hacia las haciendas de México. Estas se han convertido en destinos preferidos para realizar bodas, eventos corporativos e incluso han servido como escenario para películas de cine.

En ViajeSostenible.org tenemos un listado de soberbias haciendas mexicanas que además ofrecen una experiencia de turismo sostenible. Conózcalas todas y decida cuál será parte de sus próximas vacaciones:

Hacienda Puerta Campeche

Hacienda San José

Hacienda Santa Rosa

Hacienda Temozón

Hacienda Uayamón